Pequeños y grandes círculos, división y conexión por Lee Harris

Estándar

Actualización de energía –  Pequeños y grandes círculos, división y conexión
por Lee Harris

http://www.leeharrisenergy.com
4 de Diciembre 2016

 

Las elecciones presidenciales de Estados Unidos han sido el foco de atención durante estas últimas semanas en todo el mundo,

al igual que en su momento lo fueron la Unión Europea y el Brexit.

Ha sido un periodo incómodo y difícil para muchos, a pesar de que otros se alegraron de poder presenciar los resultados que deseaban.

Conozco a personas espirituales que se alegran de este cambio, y esa es su manera de verlo.

Pero para quienes se sintieron horrorizados o en shock, o para quienes,

como yo, sustentamos una posición intermedia (alcanzo a vislumbrar la dimensión espiritual de lo ocurrido,

pero también soy consciente de las emociones y

sentimientos humanos que hemos tenido que atravesar),

la sensación ha sido similar a la de despertarse

una mañana con resaca o en medio de una pesadilla.

En algunos sentidos, es así.

El periodo que vamos a atravesar no será fácil.

Va a ser complicado, aunque hayamos acordado vivirlo,

lo hayamos elegido a nivel colectivo y haya una razón de por qué nos encaminamos hacia él.

Es posible que sintiéramos sorpresa, ansiedad, escepticismo.

Todo el planeta experimentó una enorme oleada de juicio porque, de repente, la sensación de división se agudizó.

Las personas se juzgaban furiosas entre sí, y quienes se sentían juzgados, respondían a su vez emitiendo más juicios.

Así comenzó una avalancha de juicios; lo cual,

tampoco resulta sorprendente, considerando al candidato que resultó elegido 

-ya que es algo que consigue generar en su entorno y es una de sus improntas energéticas.

Quizá algunos hayamos utilizado este periodo para interiorizar,

para mirar dentro de nosotros y preguntarnos:

¿A qué juicios me estoy aferrando todavía?

(Lo cual siempre es útil para todos).

Todos nos encontramos en un viaje de aprendizaje interior.

Estamos aprendiendo a minimizar nuestro sufrimiento,

con el fin de que afecte en la menor medida posible al exterior y al resto del mundo.

Todos los que vivimos en este planeta, incluso las personas más iluminadas,

debemos atravesar momentos en que nos vemos forzados a gestionar estas oleadas.

Ha supuesto un enorme cambio que nos ha obligado a afrontar de forma

muy directa nuestros sentimientos más profundos.

Incluso, para algunas personas, puede haber sido el desencadenante de anteriores traumas emocionales.

Buena parte del miedo al futuro tiene su origen en el pasado y

en nuestra historia personal, que es de donde procede habitualmente el miedo.

Podría tratarse de un recuerdo reciente de habernos sentido víctimas (de que alguien no nos respetó o abusó de nosotros y ahora, al activarse, lo proyectamos hacia la realidad política global).

O bien, para quienes están más enfocados en lo colectivo o han tenido ciertas experiencias en vidas anteriores o en otras dimensiones de tiempo, podría haber activado recuerdos históricos y ancestrales que estaban latentes en su interior.

En otros, podría haber desencadenado un huracán de emociones.

 A aquellos que aún lo estén experimentando,

les recomendaría que hicieran lo posible por salir de ese estado:

ayúdense a sí mismos, reconozcan el trauma que ha salido la luz y que necesita sanación y apoyo.

Y no se crean sus pensamientos de miedo, porque no se basan en la realidad,

sino en la idea del peor escenario posible que nuestra mente puede concebir.

Cuando entramos en ese espacio, perdemos nuestro poder.

Somos humanos y, por lo tanto, a menudo oscilamos en el péndulo del miedo.

Sin embargo, si nos hemos demorado en ese estado durante algún tiempo,

es momento de recordar que estamos rodeados de luz.

Estoy realizando esta grabación dos horas después de conocer los resultados de lo ocurrido en Standing Rock.

Aquellos que hayan estado siguiendo a las personas que protestaban por el tema del agua y el sorprendente trabajo que han llevado a cabo en su intento de poner voz y conciencia a lo ocurrido en la reserva de Standing Rock,sabrán que se ha conseguido un enorme avance.

Es cierto que a algunos les preocupa que la situación vuelva a repetirse, pero no tiene por qué ser así.

Ha sido un momento increíble de manifestación de la luz,

y así es como funcionarán las cosas en los próximos años: tendremos luz-dificultades-luz-dificultades.

Aquellos que hemos podido observar este ciclo a pequeña escala durante los últimos años, hemos ganado en destreza a la hora de gestionarlo.

Hemos atravesado nuestras propias limpiezas internas,

por lo que no nos encontraremos en el mismo estado de shock que

quienes ahora deben asumir que se están desmoronando partes de un sistema

en el que creían y confiaban, y que les parecía indestructible.

Sin embargo, no somos inmunes,

sus efectos también podrían sorprendernos desprevenidos.

Podemos atravesar momentos, como nos ocurre a todos, en que digamos:

“¡Uff! Esa noticia me ha afectado profundamente”.

Pero, durante los próximos años, la mayoría de nosotros experimentaremos una increíble sensación de propósito y vitalidad, y también nos sentiremos muy despiertos.

En mi reciente tour por Norteamérica visité diferentes ciudades; ahora comprendo mejor por qué lo hice y cuál era el verdadero sentido de los mensajes canalizados.

En los talleres de la tarde, parte de mi trabajo consistía en acompañar a los participantes para que pudieran re alinearse a nivel energético, psicológico, emocional y espiritual.

Las canalizaciones son diferentes;

conectan con una energía superior que aporta perspectiva y

que no está tan inmersa en la experiencia humana como lo estamos nosotros, por lo que es mucho más clara.

Los mensajes se referían una y otra vez a la intensidad que viviremos durante los próximos años.

Hace tiempo, mis guías me dijeron que el periodo comprendido entre el 2016 y el año 2020 sería un momento de desafíos que desencadenaría grandes cambios, de manera intensa.

Por ese motivo, cuando supe el resultado de las elecciones, pensé:

“Vale, tiene sentido”.

Porque, evidentemente, hemos elegido este gran boom para ver si la sociedad va a poder evolucionar o no durante la próxima etapa.

Los mensajes que se repetían eran:

“Se les va a necesitar”,

“Encontrarán una fuerza interior que no sabían que poseían”

y “Encontrarán su propósito y se pondrán en marcha”.

Se trata de una dicotomía extraña.

No queremos que haya sufrimiento en el mundo

(la mayoría de los trabajadores de Luz que conozco hacen lo posible para aliviar el sufrimiento,

tanto en el planeta como en sí mismos; es parte de nuestra idiosincrasia).

Aunque, es importante comprender que habrá para nosotros momentos

maravillosos de luz y de sentirnos vivos.

Si atraviesas una fase de lo que yo denomino “limpieza ancestral”, permite que esa espiral pase a través de ti y de tu cuerpo, y haz lo que sea necesario para que tu estado interior cambie.

Puedes recurrir al yoga, la meditación, la danza, a pasar tiempo con amigos…

Asegúrate de salir de ese estado, y de que lo haces con un nuevo impulso interior y una motivación diferente acerca de lo que debes hacer a continuación.

Como dije al principio, si estás atravesando una fase de trauma o de miedo, debes esforzarte por salir de ella.

Porque ese no es tu verdadero estado, sino la consecuencia de que estén saliendo a la luz partes de tu yo fracturadas o heridas.

Esas partes ahora están encontrando espejos donde pueden verse reflejadas

(a través de los yoes heridos y fracturados que se están manifestando

ante nuestros ojos en el mundo exterior).

Es algo que nunca fue tan evidente como en este momento,

por lo que está catalizando la sanación interior de esas partes disfuncionales o heridas en todos nosotros.

Una vez aclarado este punto, mis recomendaciones

para la mayoría respecto a la energía de Diciembre serían:

En lugar de intentar avanzar a toda velocidad y

emprender grandes acciones, comprende que, cuanto más lento puedas ir,

mejor podrás organizar y reorganizar tu vida.

Porque, a partir de mediados de Enero y durante todo Febrero,

nos encontraremos con energías que nos propulsarán hacia adelante,

y entonces saldremos más al mundo y tomaremos importantes decisiones.

Por consiguiente: ve lo más despacio posible

y céntrate sobre todo en la idea de organización.

Sea lo que sea que estés haciendo ahora, recuerda ir lo más despacio posible este mes y aprovecha para reorganizar lo que yo llamo los “pequeños círculos”.

Los pequeños círculos de mi vida son, por ejemplo, mi jardín,

el hermoso árbol que hay junto a mi casa, las personas que amo y con las que conecto…

Ustedes son parte de mi pequeño círculo, aunque se trate de un círculo más amplio.

El pequeño círculo es donde conectamos con cómo experimentamos el Universo.

Lo que ocurre dentro de nosotros crea nuestra realidad exterior inmediata.

A continuación, está la realidad mayor, y esa realidad podría darnos miedo en este momento.

Porque, si vemos lo que está ocurriendo a escala global

y no conseguimos distanciarnos de alguna manera,

si no salimos de las noticias de Facebook

ni de los medios de comunicación,

si no nos alejamos de forma regular de las personas que están preocupadas

y que tienen miedo para cuidar de nosotros mismos y recargarnos,

entonces las cosas podrían complicarse.

En cambio, podemos apartarnos, centrarnos en nuestros pequeños círculos y reconocer:

“Vaya, estoy vivo; hay seres increíbles como este árbol

que ya han visto pasar ciclos como este y que continuarán

aquí después de que nos hayamos marchado”.

Podemos conectar con ese sentido más amplio

que nos llega a través de las personas y que nos proporcionan nuestros pequeños círculos.

Este mes será importante para las conexiones con otras personas.

Es posible que nos comuniquemos con quienes habíamos perdido contacto,

quizá debido a problemas anteriores o a “batallas de egos”.

Es probable que algo en nosotros se suavice y podamos conectar con los demás en formas que no esperábamos.

Tras haber pasado un periodo tan extremo de desconexión, división y oposición,

ahora el péndulo oscila en la dirección opuesta,

creando una enorme oleada de conexión entre nosotros.

Por lo tanto, ahora podríamos experimentar una sensación más profunda de conexión en nuestras relaciones íntimas y afirmar:

“Soy un ser humano, estoy vivo y veo lo que está ocurriendo en el mundo,

pero (como dicen los Z´s), también puedo ser un jardinero del corazón de los demás”.

Compartimos nuestro amor con otros con nuestra sonrisa,

cuando les notamos abatidos y les decimos:

“Animo, todo va ir bien, sé que puedes conseguirlo”.

Es así como nos convertimos en jardineros de los corazones de los demás.

Por supuesto, habrá días en que no nos sintamos así en absoluto.

Todos tenemos esas mañanas en que nos levantamos sin energía y nos cuesta salir de ese estado, pero después se nos pasa.

Si  recordamos que todo pasa y que, en algún momento,

alguien hará de jardinero de nuestro corazón (alguien nos enviará un bonito mensaje o nos ayudará con una mirada a volver a nuestro corazón y a nuestra sensación de conexión con los demás),

comprobaremos que habrá magia en las relaciones durante las próximas 4-6 semanas,hasta mediados de Febrero

. Para muchos también habrá importantes conexiones con personas con quienes mantendrán relaciones en el futuro.

En resumen:

Tómatelo con calma, ve despacio.

Organiza o reorganiza aquellas cuestiones de tu vida que te parezcan

un tanto descuidadas o atrasadas, y céntrate en la sensación de conexión.

Y, si crees que no hay suficientes relaciones en tu vida, escríbelo en un papel.

Escribe: “Invito a mi vida relaciones maravillosas de todas clases”.

Puedes tener la mejor conexión posible con un perro; es cierto que no habla,

pero eso lo hace todo más sencillo (risas).

También puedes tener una conexión maravillosa con alguien a quien no has visto desde hace tiempo. Detenerse a contemplar una obra de arte o un árbol es asimismo un acto de conexión.

Últimamente muchos nos hemos sentido sacudidos;

ahora es momento de volver a anclarnos en nuestros cuerpos y reconectarnos.

Citando de nuevo a los Z´s, dijeron que durante los próximos años

no sólo se nos va necesitar, sino que también encontraríamos una sensación más profunda de propósito, a pesar de lo que esté ocurriendo a nuestro alrededor.

Cuando pienso en Standing Rock, siento inmensa gratitud y amor por las personas que difundían videos informativos acerca de lo que allí sucedía y

hacían lo posible por defender la reserva. Vamos a ver muchas iniciativas de este tipo durante los próximos años, y nosotros seremos esas personas.

Las cosas pueden parecer un poco caóticas en este momento,

pero sepan que son amados y que el amor y la conexión volverán y les encontrarán.

Tómenses algún tiempo después de leer estas palabras

para elegir qué les gustaría atraer a sus vidas durante el próximo mes, y escríbanlo en un papel.

Realmente funciona: es algo mágico.

Espero que tengan un hermoso Diciembre.

Mucho amor para todos y cuídense mucho. Hasta pronto.

Pueden encontrar el video en inglés en:https://www.youtube.com/watch?v=562XjXyoftE

 

Tendencias de la energía actual y síntomas de sensibilidad:

En todo el mundo se están manifestando oleadas de intensidad emocional que amplifican la energía de transformación y sanación, y que potencian nuestra toma de poder, pero también pueden generar caos y desilusión.

En el extremo más denso de la escala emocional, dichas oleadas ponen de manifiesto y potencian la energía de conflicto entre las personas. En los conflictos interiores y exteriores emerge la ENERGIA HERIDA Y REPRIMIDA.  Se trata de una manera de que podamos ver y percibir nuestras propias heridas a través de la lucha o la resistencia (interior y exterior).

En el extremo más luminoso de la escala (para aquellos que no estén ocupados en la lucha, ya sea interior o exterior), esta energía potenciará sorprendentes cambios que se sucederán más rápidos que nunca, tanto dentro de nosotros como a nuestro favor.

A nivel colectivo, nos estamos desprendiendo del pasado (y esa es la causa de las oleadas de intensidad).

En realidad, nos estamos liberando del VIEJO MUNDO.

Pero no será una demolición instantánea; en su lugar, el viejo mundo está siendo sacudido hasta los cimientos, por lo que el proceso podría parecernos intenso, lento y frustrante.

También podría provocar que los sensitivos y empáticos que sienten la energía colectiva experimenten pena y sensación de pérdida.

(Un consejo: si este es tu caso, utiliza la afirmación:

“Dejo ir todas las energías y emociones que no son mías”, tantas veces al día como lo necesites.

Y céntrate en traer más luz a tu vida para volver a recuperar el equilibrio).

Por último, este periodo nos sirve como preparación para la nueva energía a nivel personal y colectivo.

Para muchos, supondrá enormes cambios y manifestaciones de alegría, creatividad y vitalidad.

Es posible que algunos no recuerden haberse sentido tan bien desde hace  tiempo.

Ello se debe a que esta intensidad es un poderoso combustible para los cambios personales, los cambios mágicos y la liberación rápida y fácil de cualquier freno para quienes estamos abiertos a ellos e interesados en el crecimiento.

Ahora la sexualidad, el sexismo, las cuestiones del ego y el abuso de poder se están mirando con lupa en todo el planeta, porque se están examinando minuciosamente los aspectos de luz y de oscuridad del poder.

Por tanto, es posible que nos sintamos más sensibles respecto a cuestiones referentes al poder y sus desequilibrios, y que tendamos a reaccionar o a desear expresar nuestra verdad más que nunca.

Estas experiencias conflictivas nos darán la oportunidad de ver cómo reaccionamos y cómo respondemos ante el conflicto o la agresividad de los demás, y muchos encontraremos soluciones más pacíficas y sencillas que en el pasado.

El 2017 y el 2018 serán años de profundos cambios en el planeta.

Se nos pide a los trabajadores de Luz, a los agentes del cambio, sanadores y humanitarios, que sintamos y acudamos a la llamada a la acción.

Eres necesario.

Y no se espera que lo hagas sólo.

 Acuérdate de invitar a la luz a entrar en ti.

La luz nos llega de muchas maneras.

Recuerda decir siempre que lo desees o lo necesites: “Yo permito que la luz entre en mi”.

Mucho amor para todos

Lee

(c) copyright 2015 – all rights reserved by Lee Harris Energy
Las traducciones de los artículos de Lee Harris pueden ser descargados en archivo Word desde el sitio creado para el en http://www.manantialcaduceo.com.ar/lee_harris/energias.html 

Estamos en una nueva energía, creando un mundo nuevo.

Seamos conscientes de nuestras elecciones.

¿Queremos seguir creando competencias y desazón?

¿O preferimos la colaboración e integridad?

Por favor, honremos la labor de cada persona que hace su parte para que nos lleguen estos mensajes, respetando la totalidad de los créditos. Gracias.

 Traducción: Rosa García
Difusión: El Manantial del Caduceo
http://www.manantialcaduceo.com.ar/libros.htm
https://www.facebook.com/ManantialCaduceo
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s