Cita

Semillas de luz María Magdalena, canalizada por Pamela Kribbe Queridos amigos, Me da mucha alegría estar aquí con ustedes. No soy un extraño para ti, soy una amiga, soy María Magdalena, una mujer del pasado, y en cierto sentido todos ustedes han sido esta mujer. Me paré […]

Pamela Kribbe, Mary Magdalene “Claves de luz”

Gérmenes de luz

Maria Magdalena, canalizada por Pamela Kribbe

Queridos amigos

Es un placer estar aquí contigo. No soy un extraño para ti, soy una amiga, soy María Magdalena, una mujer del pasado, y en cierto sentido todos ustedes han sido esta mujer. Me paré, y me paro, como un símbolo de una cierta energía, una cierta energía femeninaque no se permitía en el tiempo en que vivía físicamente en la tierra. Tenía que esconderme, lo que tenía que decir no era bienvenido aquí. En ese momento, tenía que aprender cómo era tener que mantener mi energía con tanta fuerza, y que en ese momento no había espacio para la poderosa energía femenina, ni espacio para el poder de la energía femenina.

Tampoco había mucho espacio para Yeshua. Finalmente fue asesinado por sus oponentes. Su luz no podía durar mucho en la tierra, pero había espacio para que él se abriera y tocara a las personas con su luz, su integridad, su clara comprensión y conciencia.

Tocó a los hombres, y también a las mujeres. Y tal vez fueron solo las mujeres a su alrededor las que se conmovieron profundamente en sus sentimientos porque estaban abiertas a lo que tenía que decir: la luz que vive dentro de ti y la igualdad entre ellas. El hombre y la mujer existen. Que todos somos, al mismo tiempo, almas más íntimas que juegan un cierto papel en una vida determinada, que depende del género.

Era perfectamente claro para él que todos eran iguales, por lo que él y yo podíamos entendernos bien. Estábamos muy cerca el uno del otro. Lo complementé de alguna manera, y él me complementó. Vivimos en una época de resistencia a lo que trajimos con nosotros. Hubo muchos abusos de poder y corrupción a nuestro alrededor. Era necesario sembrar luces, pequeñas chispas de memoria que despertaran a las personas y les hicieran comprender quiénes son realmente: almas, estrellas de luz. 
Esta realización, esta comprensión era urgentemente necesaria. En el tiempo que vivimos, había poco respeto por el individuo individual, especialmente si esta persona era pobre, no tenía reputación o era una mujer. Porque incluso entonces eras un ser inferior, no te tomaban en serio.

¿Por qué estoy diciendo todo esto?

Vives en un tiempo diferente, un tiempo nuevo. Ha cambiado mucho en comparación con hace 2000 años. Sin embargo, incluso ahora hay una dinámica que ya existía en ese momento: donde la luz aumenta, la conciencia despierta, la oscuridad también aumenta. La luz, por así decirlo, desafía a la oscuridad a salir a la superficie y hacerse visible.

En la meditación [taller] de hoy, se señaló que cuando naces, básicamente estás entrando en la noche del alma de una vez. En el momento en que te sumerges en la encarnación y comienzas a habitar un cuerpo humano, exponiéndote a todas las influencias de la esfera terrenal, entras en una noche del alma.

En la esfera celestial de donde vienes, el alma es como el aire que respiras, la energía del alma te es muy familiar: piensas, vives, sientes fuera del alma y, en consecuencia, puedes tener grandes percepciones y percepciones, y lejos mira, comprende grandes perspectivas. Una vez que estás en la tierra, en un pequeño cuerpo de carne y hueso, tan velado por la atmósfera de la tierra, que a menudo está llena de miedo y juicios agresivos, pierdes la perspectiva de esa alma.

Se podría decir que el mundo en la tierra ha estado en una noche del alma durante siglos. Te acostumbraste a eso. En cierto momento, al igual que en lo físico, tus ojos se acostumbran a la oscuridad. Comienzas a salvarte en el hecho de que aún puedes construir una vida en él, a pesar de que en realidad es una vida mínima, una vida muy limitada, con poca alegría, creatividad real y grandeza.

En realidad, ha habido una noche del alma en la Tierra durante muchos, muchos siglos.

Y ahora ha llegado un momento en el que algo cambia.

Durante el tiempo que estuve al lado de Jeshua sobre la tierra, se sembraron microbios ligeros. Algo fue llamado en los corazones de las personas, algo fue traído a la vida. Y muchos de ustedes han estado allí, y aunque hayan muerto en esa vida de ese tiempo, y no siempre de una manera amable, esta chispa de luz se ha conservado y la llevan consigo en este momento. Como Alma, siempre has buscado la Esfera de la Tierra, aunque te enfrentaste a la noche, porque sentiste la promesa de esa Luz, esta Luz del Alma, que te conecta con la Energía Crística, y que siempre te conduce a ella. traer un despertar aquí en la tierra, despertar un despertar.

Y en estos días, el poder de la luz ha aumentado. Hay muchas más luces y chispas de conciencia que en el tiempo alrededor de Cristo. Si lo miras desde una perspectiva cada vez más amplia, realmente ha habido progreso. La conciencia de los hombres se ha vuelto más grande y más poderosa, pero también están las secuelas del pasado de los siglos de la noche del alma: lucha, crueldad, sed de poder, violencia y, por lo tanto, tanto dolor y pena en la gente.

Y este dolor y tristeza quieren resolverse aquí, en la tierra, en la esfera de la tierra.

No es que puedas llevar el dolor, el dolor que experimentas aquí en un cuerpo humano, en una personalidad terrenal, a las esferas celestiales para disolverlos allí. Precisamente el arte y su tarea o desafío es aceptar estas energías aquí en la tierra. Por lo tanto, cuando encarnas y te das cuenta de que cuando te acercas a la Tierra, te sientes siniestramente, y como un niño pequeño sientes la pesadez y la resistencia en la Tierra, también es porque entras en contacto con los tuyos tus propios viejos traumas, tu dolor y tus penas causados ​​alguna vez por algo aquí en la tierra. Encontrará todo esto nuevamente cuando ingrese a una nueva vida en la tierra. Eso todavía quiere ser resuelto.

Las esferas celestiales donde estás entre vidas están ahí para recargar. Solo para volver a caer en la facilidad de estar en casa. En el amor fluido, sin esfuerzo y vinculante que prevalece allí al otro lado.

Y cuando vuelvas a saber quién eres, vuelves a sentir la perspectiva correcta en tu corazón, vuelves a la tierra. Y luego hay una tarea bastante difícil esperándote: viejos traumas que quieren ser entendidos y liberados.

Esto tiene que resolverse a nivel emocional, y eso puede ser difícil de sentir. Pero, si sabes que de eso se trata, y que eres una estrella de luz poderosamente radiante en el ser, puedes manejarlo. Si mantiene la perspectiva correcta en su corazón, puede transformar el viejo dolor y la pena.

Y eso es posible en este momento. Ahora hay más luz y conciencia en la tierra, pero eso a veces se ve oscurecido por el hecho de que hay mucho dolor en la gente, incluso dentro de ti. Y todo esto está sucediendo aquí en esta vida en la tierra, por lo tanto es una vida de extremos: ahora tener la oportunidad de alcanzar la luz y al mismo tiempo enfrentarnos a una profunda oscuridad, desde su propia alma, desde los recuerdos de su propia alma sobre cómo pueden ir las cosas en esta tierra.

Por lo tanto, está invitado en este momento a ser plenamente consciente de su propia luz, de su esencia: no en quién se ha convertido a través de su educación y su pasado, sino en quién es en este nivel atemporal del alma. A partir de ahí, toda la sanación sucede: de adentro hacia afuera se siente por recordará de esta esfera del alma y que ha añadido a ella de nuevo, mientras que se mueve a través de la tierra. Luego transformas el pasado y lo transformas desde un tronco en tu pierna que llevas contigo a una profunda sabiduría, comprensión y compasión, por los demás y por ti mismo. Ese es el valor de todo lo que pones aquí han vivido a través de la tierra.

Y si miras en este momento actual, con ojos físicos, si, por ejemplo, lees el periódico, miras televisión, si lees cosas en Internet, parece dar una imagen muy variada. Hay todo tipo de catástrofes, tanta falta de respeto y destructividad al tratar con la tierra. Y, sin embargo, también existe la conciencia que arroja una luz sobre él que expone todo esto, y también hay un llamado y un deseo de armonía con la naturaleza y entre las personas en los corazones de muchas personas.

Entonces, este es un momento de contradicciones, y si las miras de una manera puramente física, todo es muy confuso, pero espiritualmente hablando, es cierto que en un momento en que la luz aumenta, también lo hace la oscuridad. Ahora todo es visible, es un período de transición, pero ahora la luz tiene un poder que antes no tenía.

Y nosotros, yo, María Magdalena y Yeshua, y todos los que nos pertenecen, personas con ideas afines en este sitio, miramos a la tierra y aún nos sentimos conectados con usted. Los vemos como nuestros hermanos y hermanas. Los conocemos como almas, nos son muy familiares.

Y no hacemos nada mejor que mantenernos en contacto con usted y alentarlo a ver las cosas en la perspectiva correcta una y otra vez. Eres, eres, un ser intemporal y poderoso, una fuente de luz sumergida en el tiempo por un tiempo: tu luz es tan fuerte que has elegido disfrazarte conscientemente. Para los abrigos o armaduras que te convengan aquí en la tierra a través de una cultura del miedo, a través de tu educación, a través del pasado.

Has elegido todo esto porque sabes en el fondo lo poderoso que eres y cuán indestructible es la Luz de la que estás hecho. Y queremos tener en cuenta esta perspectiva para usted, para que tenga valor y mantenga sus pasos adelante en este momento.

Aléjate del pasado, no tiene poder sobre ti, eres más fuerte y más grande que todo el dolor, la resistencia y la pérdida que has encontrado en tu camino. Puedes transformarlo. Siente tu propia luz.

Siente una en que yo soy: yo era una mujer de carne y hueso, así como su tierra con el dolor y la duda y la ira contra el orden establecido en el que no me sentí visto. Y, sin embargo, también había en mí esta luz imperecedera, mi amor, mi respeto por la vida, incluso cuando es oscura y pesada.

Siente también este amor por la vida en ti mismo: sin embargo, has vuelto a la tierra. Hay algo que te mantiene yendo allí una y otra vez. Siente lo que es …, es tu amor, por este planeta, esta tierra, en la que ha sucedido tanta miseria, pero en la que hay tantas posibilidades, de belleza, suerte, variedad, alegría, alegría …

Capture esta imagen en su corazón: usted, un poderoso ángel de luz, una estrella y la tierra, lleno de posibilidades, lleno de abundancia y alegría. ¡Guarde esta imagen, porque esa es la verdad!

La noche del alma puede parecer omnipresente. Aún así, es solo una noche, pasa, y ya hay nueva vida en la Tierra. Se acerca una nueva mañana, se acerca una nueva vida.

Canalización: © Pamela Kribbe, http://pamela.jeshua.net/
Traducción: Yvonne Mohr, http://www.lichtderwelten.de
Texto en alemán: http://www.lichtderwelten.de/index.php/geistige-welt / canalizaciones otro- / germen de la luz-Maria Magdalena por Pamela Kribbe

a través de Pamela Kribbe, María Magdalena “ Brotes de luz” – Todo está ahí … EN TI …

Pamela Kribbe, Mary Magdalene “Claves de luz”María Magdalena

Los comentarios están cerrados.